lunes, febrero 08, 2010

LA FAMILIA MICHOACANA

TEMIBLE CARTEL DEL NARCOTRÁFICO, ENTRE LA BIBLIA Y LA FEROCIDAD EXTREMA


Fundada por Carlos Rosales Mendoza (El Tísico), José de Jesús Méndez Vargas (El Chango Méndez), Nazario Moreno González (El Chayo), Enrique Plancarte (La Chiva), Arnoldo Rueda Medina (La Minsa) y Servando Gómez Martínez (La Tuta).

Fue protagonista de uno de los episodios más macabros del crimen organizado en México: la tortura y asesinato de 12 policías, cuyos cuerpos fueron dejados apilados en una autopista.



video

En el 2006 un comando armado irrumpe en una discoteca de Morelia (capital del estado mexicano de Michoacán) para arrojar cinco cabezas humanas a la pista de baile. "La Familia no mata por paga, no mata mujeres, no mata inocentes. Sólo muere quien debe morir. Sépalo toda la gente: esto es justicia divina".


Ese fue el mensaje -escrito en cartulina- y esa fue la primera acción conocida de La Familia Michoacana, que aterrorizó a México. Días después, la nueva organización criminal pagó dos avisos en diarios de Morelia para que la gente supiera que era "una empresa" que tenía por misión "erradicar de Michoacán la venta de una droga conocida como ice (hielo), el secuestro, la extorsión directa y telefónica y los asesinatos por paga". También les pedían a los padres de familia que reflexionaran, Biblia en mano, para unirse a ellos.

Este cartel del narcotráfico es hoy, según el Gobierno, el que "con mayor beligerancia combate a la autoridad" en México. Es también uno de los más poderosos y fue el primero en utilizar las decapitaciones para acabar con sus enemigos. "Esa organización no sólo representa un riesgo en materia de seguridad, sino que su estrategia le apuesta al miedo", dijo en el 2006 el entonces titular de la Subprocuraduría de Investigación Especializada en Delincuencia Organizada (SIEDO), José Luis Santiago Vasconcelos, que murió en un accidente aéreo junto con el secretario de Gobernación (ministro del Interior), Juan Camilo Mouriño.

La Familia Michoacana se distingue por un misticismo religioso que, dicen sus líderes, lleva a sus miembros a "no matar inocentes" y "actuar por justicia divina". No cualquiera entra -o al menos era así en un principio, cuando sólo eran aceptados los nacidos en ese estado de México- y todos los que hacen parte del cartel son adoctrinados a través de textos escritos por uno de sus líderes, que promueve el no consumo de drogas.

Formado en el 2006, aunque sus orígenes están en el 2004, tras una escisión entre las organizaciones criminales de La Empresa y Los Zetas, posteriormente se alió con el Cartel de Golfo, con el que rompió en el 2008 para controlar sus propias rutas de envío de la droga y por lo cual se ha desatado una guerra sin cuartel entre ambos grupos.

La Familia cohesiona y motiva a sus integrantes con mensajes místicos que parecen surgidos de un pacífico predicador, aunque el grupo se ha mostrado implacable con sus rivales y apela a los más violentos métodos, a tal punto que es considerado como uno de los carteles más feroces de México.

"Si algún día sientes ganas, muchas ganas de llorar, háblame, no prometo hacerte reír, pero puedo llorar contigo. Si algún día (te) sientes triste, búscame, no prometo alegrarte el día. Si algún día quieres contar con alguien, ven corriendo a mí que tal vez yo te pueda escuchar, mi amigo", dice uno de los mensajes internos firmado por 'El más loco', quien para las autoridades es el líder del grupo y realmente se llama Nazario Moreno González.

Sin embargo, esos pensamientos espirituales contrastan con la irrupción de La Familia en el escenario de la violencia ligada al narcotráfico en México que, desde que asumió el presidente Felipe Calderón en diciembre del 2006, ha dejado más de 16 mil muertos.

Tras el arresto del número tres del cartel, Arnoldo Rueda, alias 'La Minsa', y un frustrado operativo para rescatarlo, La Familia Michoacana respondió con feroces ataques el sábado, domingo, lunes y martes contra instalaciones policiales en distintos municipios michoacanos, y en los estados de Guanajuato (centro) y Guerrero (sur), que se saldaron con al menos 16 policías muertos y más de 20 heridos.


video

"Los estamos esperando, vengan por otro", decía uno de los mensajes que dejaron al lado de los cadáveres. Basados en todo tipo de rituales y adorando a la muerte o a cualquier imagen que les signifique protección, los miembros de La Familia han tendido redes sociales en comunidades en las que pretenden reemplazar al Estado es una de las regiones más pobres de México y con un alto porcentaje de emigrantes hacia Estados Unidos.

"La Familia tiene la naturaleza organizativa de los carteles, pero logró además un nivel de lealtad social focalizada. Muchos municipios no tienen infraestructura en salud y educación y este grupo criminal compra en esos pueblos la lealtad social, sustituyendo al Estado", dijo Edgardo Buscaglia, experto en temas de narcotráfico y asesor de la ONU en materia de corrupción y delincuencia organizada.

Por ejemplo, en la región montañosa de Mil Cumbres, "hicieron inversiones en infraestructuras en pequeños pueblos que hoy cuentan con canales de riego de última tecnología, modernas escuelas primarias y comunicación satelital; parecen localidades de Suiza", señaló Buscaglia, profesor de Derecho y Economía del Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM).

Hoy, este grupo tiene entre 4 mil y 5 mil miembros y es señalado como amo y señor en Michoacán -estado natal de Calderón-, donde a punta de corrupción ha formado una red de complicidades con fuerzas de seguridad locales e incluso alcaldes, y ha extendido su influencia a otros estados.

"Así sucede cuando piensas o imaginas que mis ojos no te pueden mirar y que pronto estarás aquí. La Familia te saluda. Bye, chatos", rezaba uno de los mensajes con los que se adjudicaron hace un tiempo uno de sus asesinatos feroces.

ELTIEMPO.COM


LA FAMILIA PDF

FOTOS LA FAMILIA PDF



0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts with Thumbnails
 

© 2009NARCOTRAFICO | by TNB