jueves, diciembre 17, 2009

MUERE "EL BARBAS" JEFE DE JEFES DE LOS BELTRAN

Esta vez no pudo escapar, como ya lo había hecho. Lo cazaron durante seis días, lo trajeron a salto de mata. Primero dieron con él en Ahuatepec, Morelos. Arturo Beltrán Leyva, apodado El Barbas, de 48 años y nacido en Badiraguato, Sinaloa, estaba en una fiesta con dos bandas legendarias: Los Bravos del Norte de Ramón Ayala, y los Cadetes de Linares. Hasta allá llegó la Marina. Intentó capturarlo, pero huyó. Le siguió el rastro. Iba con varios pistoleros. Y ayer, a las 17:30 horas, dio con él. Estaba en Cuernavaca. Lo hostigaron durante más de 4 horas. Lo mataron.

Llegaron por tierra y por aire: las fuerzas especiales de la Armada de México bajaron a rapel desde los helicópteros que rodearon el exclusivo condominio en el que se escondía. Él y sus pistoleros respondieron con armas largas y con granadas. El traqueteo de las ametralladoras y las explosiones echaron en corrida a decenas de vecinos; parte de la ciudad quedó bajo un cerco.

Hermano de Héctor Alfredo Beltrán Leyva El Mochomo; enemigo de Joaquín El Chapo Guzmán; buscado por los gobiernos de México y Estados Unidos, a El Barbas se le atribuyó un poder de convocatoria capaz de aliar a Los Zetas y al cártel de Juárez.

Ayer quedó tendido en el piso del condominio Altitude de Cuernavaca, Morelos. Seis leales murieron con él. Allí había establecido su feudo desde hace años. Desde allí traficaba con drogas. Allí mismo fue ubicado en años anteriores: el 7 de mayo de 2008, por ejemplo, fuerzas federales lo localizaron en la carretera y lo siguieron. Se les fue. Iba rumbo a Guerrero y se regresó a su santuario, a Morelos. Allí se hizo ojo de hormiga.

Arturo Beltrán, de acuerdo con información oficial difundida después, montó en cólera por ese “atrevimiento”. Ordenó ese mismo día la muerte de Édgar Millán Gómez, coordinador de Seguridad Regional de la Policía Federal. Los sicarios dieron con Millán en su casa de la colonia Guerrero, en el DF. El oficial que condujo esa persecución fue ejecutado. El país entendió quién era El Barbas; el gobierno federal se sacudió.

Versiones dijeron anoche que con él murió Édgar Valdez Villarreal, La Barbie, su jefe de sicarios. Hasta las primeras horas de hoy, la información no fue confirmada.


"Un silencio impactante" quedó tras el enfrentamiento a balazos en el que marinos mexicanos mataron al narcotraficante Arturo Beltrán Leyva, dijo una de las vecinas del lujoso condominio de Cuernavaca, a unos 70 kilómetros de la Ciudad de México, en el sureño estado Morelos.

Beltrán Leyva murió cerca de la puerta de salida del departamento 202 con pantalón y una camiseta. En los bolsillos de su pantalón se encontraron escapularios chinos, estampas de santos, otros amuletos y unos 40.000 dólares, así como algunos pesos. Y sobre una cama quedó ropa de marca, alguna sin estrenar aún.



video



Sobre una mesa baja ubicada en la sala principal del departamento de más de 150 metros cuadrados quedaron un álbum de fotos, huevos con jamón y unas bandejas de fruta fresca, según se aprecia en imágenes de video difundidas por las autoridades.

Los grandes hoyos de las paredes de la vivienda, huellas claras de los fusiles de asalto y de las más de diez granadas lanzadas al interior, muestran la fuerza del enfrentamiento.

La operación inició mucho antes de que cayera la noche. Una vecina dijo al noticiero de Televisa que dirige Carlos Loret de Mola: "Como a las cuatro de la tarde comenzaron a sobrevolar unos helicópteros de la Marina. Estuvieron como una hora. De repente se alejaron. Como a las seis bajaron de nuevo, yo quise salir al súper y no me dejaron".

Marinos apostados en el exterior le dijeron que si salía no podría regresar a su casa donde estaban sus dos hijos, uno de ellos durmiendo.

Luego contó que tras esa situación: "Ni la televisión me atreví a prender para no llamar la atención" y que "entre las 08:30 y las 09:00 se comenzó a escuchar el sonido de lo que pensé que eran cohetes, pero que el vigilante me dijo era balazos".

Los demás vecinos del condominio fueron recluidos en unos gimnasios que tiene el lugar mientras los marinos avanzaban por el interior de la construcción que, entre las varias torres de 12 pisos, cuenta con piscinas, toboganes y un amplio espacio verde.

El cuerpo de Beltrán Leyva fue llevado a la Procuraduría de Justicia en Cuernavaca para concluir la identificación del narcotraficante con pruebas de ADN.

"Se le entregará a un familiar que lo reclame, y si el familiar no ha cometido ningún delito no tiene por qué perseguírsele", dijo el procurador general de la República (PGR), Arturo Chávez. Si nadie lo reclama "se inhuma en el panteón en fosa común".

PERFIL DE ARTURO BELTRÁN LEYVA

Arturo Beltrán Leyva, alias "La Muerte", "El Barbas" o "El Botas Blancas", aparece en la lista de los narcotraficantes más buscados del mundo. Su poder e influencia con el tráfico de las drogas se deja sentir desde Colombia hasta Estados Unidos y, en México, sus operaciones le han permitido infiltrar las más importantes instituciones de seguridad.

Esta considerado por la PGR y la Sedena como el máximo jefe de la organización criminal que conformó junto con sus hermanos Héctor y Alfredo. Éste último, apodado "El Mochomo", es el único de los Beltrán Leyva que ya había sido detenido el 20 de enero de 2008 por fuerzas especiales del Ejército mexicano. Junto con Mario y Carlos, los hermanos Beltrán Leyva fueron comandantes del Cártel de Sinaloa, organización criminal que lidera Joaquín Guzmán Loera, alias "El Chapo".

Los Beltrán Leyva tenían a su cargo a dos grupos de sicarios: "Los Pelones", en el estado de Guerrero, y "Los Güeros", en Sonora, y que realizaban crímenes a favor del cártel de Sinaloa. Sin embargo, a raíz de la detención del "Mochomo", los Beltrán Leyva culparon a "El Chapo" de traición, convirtiendo a Sinaloa en un escenario de sangrientos enfrentamientos entre narcotraficantes y provocando la muerte, entre otros, del hijo de Joaquín Guzmán Loera y de Edgar Millán Gómez, director de la Policía Federal Preventiva (PFP).

En 2008, los Beltrán Leyva se unieron a los nuevos jefes del cártel del Golfo, la organización criminal conocida como "Los Zetas". Esto llevo al gobierno de Estados Unidos a interferir legalmente en la infraestructura financiera de los Beltrán Leyva, para apoyar a las autoridades mexicanas en su captura.

Por medio de su brazo ejecutor, Edgar Valdez Villarreal, alias "La Barbie" o "El Tigrillo", los Beltrán Leyva extendieron su dominio por varios estados de la República: Guerrero, Chiapas, Querétaro, Quintana Roo, Sonora, Sinaloa, Tamaulipas, estado de México y el Distrito Federal.

La captura de Arturo Beltrán Leyva era uno de los principales objetivos de la Procuraduría General de la República (PGR). Este miércoles, la Secretaría de Marina confirmó la muerte del líder del Cártel de Sinaloa durante un enfrentamiento en Cuernavaca, Morelos.

Cerca de 500 elementos del Ejército mexicano y de la Armada de México resguardan el lugar ubicado en la avenida Poder Legislativo, esquina con calle 5 de Febrero de esta capital.

FUENTE: ELUNIVERSAL.COM.MX, MILENIO.COM


video



video

DEPARTAMENTO DONDE MURIO

video



1 comentarios:

lui dijo...

ACABEN CON TODAS ESAS RRATAS VUENA POR LOS SOLDADOS

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts with Thumbnails
 

© 2009NARCOTRAFICO | by TNB