martes, agosto 31, 2010

EDGAR VALDEZ VILLAREAL

EDGAR VALDEZ VILLAREAL

"LA BARBIE"

Su corpulencia física y su acendrada violencia, le valieron a Edgar Valdez Villarreal, estadunidense de origen, convertirse en el principal pistolero del narcotraficante Arturo Beltrán Leyva. Su paso por varios estados del país ha dejado una estela de asesinatos por doquier

De origen estadunidense, pero afincado en Nuevo Laredo, Tamaulipas, Edgar Valdez Villarreal, conocido como “La Barbie”, se inició en el mundo de la delincuencia como bandolero y golpeador, a finales de los ochenta. Su corpulencia física y su violencia pronto lo convirtieron en un personaje temible dentro y fuera del estado, de donde tiempo después emergió para convertirse en uno de sicarios más poderosos del narcotráfico.

Poco después de cumplir 18 años, fue encarcelado en Estados Unidos, acusado de daños, pero recobró la libertad. Famoso como conquistador de mujeres, “La Barbie” es ampliamente conocido en Monterrey, donde a menudo se le veía en bares rodeado de chicas universitarias.

Según la averiguación previa PGR/SIEDO/UEIDCS/106/2005 y datos obtenidos de investigaciones realizadas por el Ministerio Público Federal sobre el cartel de Sinaloa, Valdez Villarreal empezó a movilizarse entre Nuevo Laredo y Monterrey, territorios que, a la postre, mantuvo bajo sus dominios. Entre 1998 y el año 2000, “La Barbie” conoció a un personaje que vio en él al sicario ideal por su grado de violencia: Arturo Beltrán Leyva, “El Barbas”.

Este capo es nada menos que uno de los más importantes socios de Joaquín Guzmán Loera, “El Chapo”, en el negocio del narcotráfico, cabeza de la célula criminal que opera en Guerrero –particularmente en Acapulco y Zihuatanejo– desde finales de los noventa.

El proyecto de conquistar la ruta del Pacífico por parte de los hermanos Beltrán Leyva coincide con la incorporación, a ese grupo, de Valdez Villarreal, personaje que por esas fechas empezó a ser mencionado como responsable de múltiples ejecuciones en Matamoros, Reynosa y Monterrey, Nuevo León.

Valdez Villarreal era la cabeza de un grupo de pistoleros que empezó a servir al cártel de Sinaloa en su conquista por las rutas del Golfo, en especial la plaza de Nuevo Laredo, la más deseada por las organizaciones criminales, pues ese territorio es considerado el de mayor flujo vehicular hacia Estados Unidos: 7 mil cruces se realizan todos los días –de acuerdo con datos de la PGR –y sólo el 10% puede ser revisado. El resto pasa al vecino país sin ninguna inspección.

La Barbie” fue una pieza clave en las batallas que inició “El Chapo” Guzmán contra “Los Zetas”, el cerco protector del cartel del Golfo. En el año 2000, Valdez Villarreal tenía 24 años, aproximadamente.

Su eficacia en el manejo de armas y una suerte de liderazgo mostrado en esas luchas entre bandas, pronto atrajo la atención de Beltrán Leyva, quien ya se encontraba asentado en Guerrero. Se asegura que “El Barbas” lo invitó a organizar la plaza de Acapulco y así se convirtió en el jefe de sicarios.

Pronto puso en práctica varias acciones y estrategias, muchas de las cuales le habían dado buenos resultados en Tamaulipas: organizó a sus pistoleros, se hizo de los servicios de policías locales y federales, quienes servían a la organización en el seguimiento de los rivales. Incluso, a varios agentes de la Agencia Federal de Investigaciones (AFI) se les investigó por la presunta desaparición de varios miembros de “Los Zetas”.

Beltrán Leyva reforzó su poderío con Valdez Villarreal como jefe de pistoleros. Tan pronto como se fue afianzando el grupo criminal, “La Barbie” tomó prácticamente todo el control del llamado “sicariato” del cartel de Sinaloa en Guerrero: organizó una amplia red de espías –la mayoría de ellos taxistas y personas desempleadas– que se sumaron al grupo.

Dotados de equipos de comunicación, trabajaban de día y de noche en el seguimiento de la policía y de los propios miembros de la organización, pues reportaban todos los movimientos sospechosos realizados en la zona turística de Acapulco. Así, “La Barbie” mantenía un férreo control en la plaza.

Convertido en cerco protector de Los Beltrán Leyva, el sicario Valdez Villarreal fue un importante operador en los días más cruentos de la lucha librada contra “Los Zetas” en Guerrero. Ezequiel Cárdenas Guillén, “El Tony Tormenta”, pretendió asesinarlo como parte de los ajustes de cuentas por la oleada de violencia que el propio “Barbie” había desatado en Tamaulipas.

La sustitución

A Valdez se le atribuye el reclutamiento de un buen número de miembros de los Mara Salvatrucha a las filas del cartel de Sinaloa. Conocidos en Centro América por su culto a la muerte y por las prácticas de matar, “Los Maras” son señalados como autores de las decapitaciones, tanto en Guerrero, Nuevo León, Tijuana y Michoacán.

La PGR asegura, con base en sus investigaciones, que este grupo pasó a sustituir una parte del equipo de sicarios en el cartel de Sinaloa, pues Valdez Villarreal habría enfrentado diferencias con Arturo Beltrán, quien presuntamente decidió separarlo de la organización. Ahora se le relaciona con Ismael “El Mayo” Zambada, quien, al parecer, es su nuevo protector.

Según afirmó el propio Valdez Villarreal en una carta abierta publicada el 26 de mayo pasado en el periódico Milenio --dirigida a la Coparmex, al gobernador de Nuevo León, Natividad González Parás, a los entonces candidatos presidenciales y a la ciudadanía en general– está desvinculado de la violencia en el norte del país, la cual atribuye a “Los Zetas”.

En su carta pública, redondea su perfil:

“No pretendo hacerme ver como una blanca paloma, ni tampoco limpiar mi imagen, pues yo estoy seguro de lo que he hecho y de lo que soy responsable; sin embargo, he sido acosado y perseguido por estos narco-secuestradores (en referencia a “Los Zetas”), así como por el gobierno actual, motivo por el cual me he visto en la necesidad de cambiar continuamente mi estancia de un lado a otro, ya sea en algún lugar de este país o del extranjero.”

La Barbie” asegura en su desplegado ya no tener problemas financieros: “Cuento con recursos económicos para hacerlo (moverse de un país a otro)”, y lamenta: “Pero qué será de aquellos que no lo tienen (y como) consecuencia de ello han perdido la vida”.

FUENTE: PROCESO.COM.MX


CORRIDO DE EDGAR VALDEZ VILLAREAL

video


ROBERTO TAPIA-LA BARBIE

video

1 comentarios:

cana dijo...

quiero reportar a un juez federal de ciudad obregon sonora manuel cano maynez que recibe dinero de los salazar por es un corrupto que tiene nexos con PGR

Publicar un comentario

Related Posts with Thumbnails
 

© 2009NARCOTRAFICO | by TNB